[CNT Logroño] Crónica del 1º de Mayo en Logroño

| 3 mayo, 2017

Crónica 1 de mayo 2017 – Logroño

 

Como todos los años, el pasado 1 de mayo CNT Logroño volvió una vez más a salir a las calles para reivindicar los derechos de las clases trabajadoras. Pero este año, sin embargo, se han producido importantes cambios. En vez de convocar en solitario, o adherirnos a la cita de otras centrales, nos decantamos por hacer un llamamiento conjuntamente con el Centro Cívico y la Asociación Vecinal Madre de Dios, introduciendo importantes novedades en un programa que tratamos de enlazar con otros actos anteriores, como el memorable concierto del cantautor Luis Pastor el pasado sábado en el Salón Buenaventura.

Así, si bien la jornada empezó a las 10:30 con un acto de homenaje en La Barranca a nuestras compañeras y compañeros asesinadas/os, donde tuvimos un recuerdo especial hacia seis compañeras riojanas históricas destacadas dentro de nuestra organización, tras lo que hubo unas actuaciones musicales.

La manifestación, que partió de la Glorieta del Doctor Zubía a las 12:30 tuvo un recorrido diferente. Ante la rutina de pasar por unas calles repletas de instituciones desiertas, de oficinas vacías y de turistas y de domingueros indiferentes al sentido del día, decidimos acudir a las calles de los barrios obreros de Madre de Dios y de San José esperando una acogida más calurosa. Pretendimos, además, darle un toque reivindicativo con respecto al mantenimiento de calles franquistas, por más que esto supusiera chocar con alguna interpretación obtusa de las ordenanzas municipales.

No nos equivocamos en nuestras previsiones. La manifestación, mucho más nutrida que en ocasiones precedentes, fue recibida con entusiasmo por un vecindario despierto y animado, que recibió con alborozo la sustitución de tres funestos nombres –Primo de Rivera, Teniente Coronel Santos Ascarza y Defensores de Villarreal– por otros acordes con un sentir democrático, fundamentado en el deseo de la vecindad –Ateneo Riojano, Emilio Francés y Ocho de marzo–. La manifestación acabó en la Plaza Fermín Gurbindo donde, después de unos sentidos discursos, dimos paso a una comida popular, en cuya instalación participaron todos los asistentes. La jornada se vio redondeada con la actuación de Rubenciano, Al Son del Rap, Perro Lobo y Richards RD, que pusieron el broche final a un día inolvidable. Caminamos a hombros de gigantes y no podemos más que expresar a quienes desinteresadamente colaboraron en el éxito.

No queremos acabar esta nota sin hacer un breve comentario sobre las crónicas periodísticas, que por lo menos este año, de los que llevamos haciendo una convocatoria diferente a los sindicatos mayoritarios, nos mencionan. Les conminamos a que, en la medida de lo posible, subsanen el error de citarnos como Central Nacional del Trabajo en vez de Confederación Nacional del Trabajo.

 

 

Temática: 1º de mayo, Crónicas, Cultura, Destacadas, Memoria histórica, Sindical, Social

Los comentarios están cerrados.


Visita la web confederal de CNT en: www.cnt.es